El Día

Con la experiencia del ayer, enfocados en el mañana

Adversarios y enemigos

Compartí este artículo con tus amigos

Si alguien quiere eliminarte en la política es más que un adversario. Es un enemigo político. Si alguien tiene diferencias ideológicas, si integra sectores distintos, si se encuentra en otros partidos políticos y pese a competir en el electorado y debatir tus ideas te respeta y reconoce es un adversario

.Cuando hablamos de “Batllismo” reconociendo como el primero y el más importante en la historia del país por sus reformas, su trascendencia, el “Batllismo” de José Batlle y Ordóñez no significa desconocer otros grandes “Batllistas” aunque hayan tenido visiones de país diferentes a Don “Pepe”. Uno de ellos por su cercanía en el tiempo Jorge Batlle. Si bien existen diferencias de modelo entre uno y otro existen puntos enraizados más que importantes que consolidan. Después, las diferencias son diferencias, algunos defenderemos unas y otros otras pero no va más allá de eso. Imposible que pueda surgir rupturas no subsanables, como con quienes se sienten más “Batllistas” por Luis Batlle Berres, una enorme figura para el Partido Colorado y el país.

Después tenemos otros llamados “Batllistas” que juegan con la “marca”, que manipulan los conceptos, que retuercen la historia a su antojo y quieren “codificar” la realidad intentando justificar la utilización publicitaria de la imagen del “Batllismo” por no tener otra raíz sólida en el pasado o lo que es peor, no animarse a hacerse cargo de que no son “Batllistas”, o del que el “Batllismo” ya es historia. Nos hablan de actualización a la nueva realidad y sociedad en la que vivimos. Algunos más audaces se atreven con soberbia a decir que esto es lo que hoy haría Don “Pepe” Batlle si viviera y te ponen por delante conceptos totalmente contrarios a la verdad histórica.

Esto no es nuevo en el Partido Colorado. Desde siempre hubieron sectores que desean eliminar al “Batllismo”, a Don “Pepe” Batlle, cuando esos dirigentes o sectores se sienten atraídos por ideologías que de base tuvieron en la historia y lo tienen en el presente la eliminación ideológica y simbólica de lo que representa José Batlle y Ordóñez y en consecuencia del Partido Colorado, donde cada día queda más en claro que a menos “Batllismo” menos electorado. Sino se comprende esto; sino se sale a decir y defender con razones claras, cada día más “Batllistas” sobre todo los “silenciosos” los que no militan activamente, los de a pié, los llamados “doña María y don José” encontrarán al menos más respeto por su ideología en otros lados que en el propio partido. No hay que ser un experto analista político para ver que esto sucede elección tras elección.

No todos somos “Batllistas” caprichosos en defender la ideología atornillados en el Partido Colorado, donde existen más “enemigos” que en otros lugares.

Adversarios dentro del partido SI; y se los enfrenta en ideas, en intercambios amistosos, en buscar acercamientos y puntos en comunes. Enemigos dentro del Partido Colorado NO. Se los enfrenta con las armas que la política nos brinda para combatir a los enemigos.Es tan doloroso tener que ver a estos enemigos llenándose la “boca” y disfrazándose de “Batllistas” actualizados a la nueva realidad.Respeto. En este país pasó José Batlle y Ordóñez y lo defenderemos siempre con convicción, fuerza y rebeldía.


Compartí este artículo con tus amigos
Mostrar más

1 comentario

  • Ceviro
    Ceviro

    Totalmente de acuerdo con lo que se expresa en este artículo. Lamentablemente el Partido Colorado ha ido gradualmente vaciándose de Batllismo, lo que conllevó a que muchos ciudadanos fueran sintiéndose más identificados con esos valores en otra parte, a veces engañados o manipulados interesadamente con quienes se beneficiaron del trasvase de votos. La gente tiene derecho a pensar libremente y creer y votar a quien le parezca, faltaría más, pero lo que podría reprocharse a los dirigentes que optaron por salir del Partido es en no dar la lucha por el Batllismo dentro del ámbito natural del Partido Colorado, aunque las circunstancias le sean adversas. Por eso valoro el espíritu reivindicativo de este artículo. Cuando se ven algunos posicionamientos antagónicos con el espíritu y la historia del Batllismo, como por ejemplo algunos artículos de política internacional vertidos en Opinar, donde se llegó hasta a “copiar y pegar” lo que expresan medios reaccionarios contestes a la derecha radical de Vox heredera del franquismo en España, es imposible no recordar el posicionamiento de Luis Batlle entre otros dando lógico apoyo a la República española, eliminada por golpe de Estado en alzamiento militar. Aquello era Batllismo y esos eran batllistas; algunos de los que hoy dicen serlo, en cambio, son tránsfugas que se enquistaron y hacen más daño que favor al Partido Colorado, adoptando un parecer más propio del herrerismo que del Batllismo.

    Responder

Deja un comentario

Suscribite a nuestro boletín informativo ¡GRATIS!

Suscribite a nuestro boletín informativo ¡GRATIS!

Unite a nuestra comunidad y empezá a recibir nuestro boletín informativo. 

El formulario de suscripción fue recibido correctamente.

A %d blogueros les gusta esto: