El Día

Con la experiencia del ayer, enfocados en el mañana

Mujeres del Uruguay: ¡Arriba los corazones!

Compartí este artículo con tus amigos

Esta celebración es algo que los batllistas sentimos muy cercanamente porque forma parte viva de nuestras mejores tradiciones liberales y humanistas. Fue el Batllismo que abrió los horizontes para que se reconocieran derechos en la mujer, para que la dignidad personal, social, jurídica y cultural tuviera en el país los estatutos que con justicia corresponden.


Hoy es muy fácil invocar y defender los derechos de la mujer; pero no lo era en la estrecha sociedad de hace ya más de un siglo, donde no había ninguna voz aquí en Uruguay capaz de asumir como propia esa causa. Fue la firme moral de Batlle que puso la cuestión femenina en el centro de la agenda de derechos que hoy son orgulloso patrimonio de todos.
Para nosotros, batllistas, el Dia de la Mujer es un día propio y así lo honramos todo el tiempo con nuestro trabajo, con nuestra lucha, con nuestro compromiso. Tengo el gran honor de encabezar en la Cancillería una comisión de género con un formato nuevo que está haciendo un excelente trabajo con un plan de acción muy interesante y prometedor.
Y debe quedar bien en claro que nuestra misión no se agota ni en una gestión, ni en una persona ni un solo período de gobierno. El país ha quedado maltrecho luego de años de desencuentros y va a necesitar todavía mucho esfuerzo y mucha grandeza para salir adelante, y reencontrarse con su mejor destino, si todos sabemos estar a la altura de los desafíos.

La realidad es presente y es principalmente futuro; es lo que es, y también es lo que puede y debe llegar a ser conforme a sus merecimientos y a los principios que la orientan. Por eso es importante que los colorados y los batllistas seamos conscientes de la responsabilidad que nos cabe, del protagonismo que nos aguarda, de lo que el Uruguay espera de nosotros. Si hay algo que nos identifica desde siempre, que es parte del sello de lo que somos, es precisamente la aceptación entusiasta del trabajo militante de esclarecimiento, de suma de voluntades, de apertura de nuevos caminos para que juntos con nuestros socios de la coalición podamos seguir en la dirección que nuestro pueblo merece.


Los colorados somos gente de diálogo y de acción, de la política y de la moral, de trabajo y de pensamiento. Y por ello sabemos hoy que deberemos afirmarnos en lo que hemos alcanzado como bien para la Republica, que es el espíritu de congregación y de compromiso compartido con los partidos distintos a nosotros que están dispuestos, como lo demuestra todos los días la coalición, a dar lo mejor para salir de las duras pruebas de estos meses y para desde ahí empezar a construir esperanza responsable y abrir mayores canales para el trabajo, para la justicia social, para la educación y cultura.


Como mujer, como colorada, como batillista y como liberal y demócrata hoy más que nunca saludo a todas mis compatriotas como siempre hemos saludado los batllistas: ARRIBA LOS CORAZONES


Compartí este artículo con tus amigos
Mostrar más

2 comentarios

  • Ileana Martín Cutinella
    Ileana Martín Cutinella

    Tenemos que ser mujeres empoderada con la causa.,hacer visible lo invisible. Trabajamos muchas desde el llano y realmente muchas veces no nos visibilizan…
    Somos mujeres y todas juntas podemos..no siempre es así…Muchas nosotras mismas ,soltamos la mano..

    Responder
  • Ileana Martín Cutinella
    Ileana Martín Cutinella

    Tenemos que ser mujeres empoderada con la causa.,hacer visible lo invisible. Trabajamos muchas desde el llano y realmente muchas veces no nos visibilizan…
    Somos mujeres y todas juntas podemos..no siempre es así…Muchas nosotras mismas ,soltamos la mano..

    Responder

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *